El internet es …

El internet es una potente herramienta. Me gusta la idea de que la gente puede expresarse, decir lo que siente, sin miedo a ser juzgado pues aunque la gente hable, hay un anonimato.

Pero hay veces que el “gritarle” al mundo mediante las manos y una pantalla no es suficiente, aunque digas lo que sientes pocas personas tienen más oportunidades de hacerte sentir mejor que las que te rodean. Es sólo que cuando eres tímido cuesta hablar, y creas como un mundo hacia adentro que sólo tú conoces.

Comienzas a conocerte a ti mismo, y eso es bueno porque es la manera genuina de conocer a los demás, pues todos somos iguales en cierto sentido. Comienzas a ver tus errores, tus deseos, tus miedos y tus pecados. Comienzas a sentir culpa y poco a poco, a perdonarte. Te vuelves un poco más sabio y más tranquilo, comienzas a hacer lo que te gusta, a caminar por el zacate, a dar saltos de alegría, a devolver miradas.

Comienzas a ser tu mismo. Pero ¿a qué precio? En el transcurso de esta aventura sientes como nunca, sonríes y alientas a las personas que te rodean, eres la persona más feliz del mundo a sus ojos. Pero ante los tuyos sientes ganas de llorar, porque de alguna manera te sientes solo. Pudiese ser ese sentimiento de adolescente de “nadie me comprende”, y es mentira porque uno mismo se comprende, pero ojalá otra persona nos comprendiera tan bien como nosotros mismos.

Y para una persona fuerte debe bastar el conocernos y amarnos a nosotros mismos, para dejar de sentir infelicidad. Pero duele el ver que día con día las personas se reúnen, platican, se divierten y tu te encuentras en frente de una pantalla refrescando la página de correo electrónico.

Por más que nos conozcamos, creo yo, siempre necesitaremos algo de afecto de tus amigos. Llamadas desinteresadas para preguntar tu estado de ánimo, visitas sorpresas o abrazos espontáneos de tus amigos.

La gente casi siempre ve hacia afuera tratando de sentir empatía, cuando es en la dirección contraria. Abrazo seguido o pregunto cosas porque aparte de que sé lo que se siente querer contar algo y no tener a quién, me interesa lo que le pasa a mis amigos.

No estoy seguro de poder ver la tristeza en los ojos de los demás. Pero estoy seguro que ellos tampoco pueden hacerlo, y lamentablemente puedo probarlo.

Todo esto se trata de conocerse a uno mismo mientras sigue su vida, y con este escrito creo que aún no termino de entenderme del todo.

¡Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: